viernes, 19 de febrero de 2010

dear stranger























Arrastras tu alma cansada por el suelo

Tienes tu fe escondida entre los huesos

Te cobijas durante el invierno con dos o tres trapos

Tomas por las noches o lloras un rato


El cielo es infinito, como infinitas son tus penas

Si la gente te señala o se cruza de vereda

Cuando cierras los ojos, en que pensarás?

Tienes el alma llena de tanto soñar


Sesenta son los puñales que llevas por años

Seiscientos son los rostros que te han hecho daño

Charlas con las nubes y los gatos

Cantas ásperamente mientras te duermes despacio


Alma solitaria, vieja rutina

¿Hacia dónde te lleva la vida?

Ojos tristes, pies descalzos

Una botella entre tus brazos


Dulces sueños, querido extraño

Por fin te olvidaras del dolor y el engaño

Sonreirás por siempre y te sonreirá la gente

y por las noches serás una estrella latente


Guardo tu mirada fría en el alma

Recuerdo tus pasos desesperanzados como tu calma

Sonrío al recordarte dulcemente

Cuando te mecías con tu canto ásperamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario